Reading

¿Cómo no leer en inglés?

Existen varias formas de abordar la lectura de un texto en inglés, y todo depende de tu nivel de comprensión lectora, del tiempo que puedas dedicarle y del tipo de lector que seas. Pero podemos  ver algunas cosas que no deberías hacer si quieres mejorar tu inglés leyendo:

No corras

No puedes pretender leer a la misma velocidad que en castellano, sencillamente porque tu velocidad de lectura en una lengua extranjera es mucho menor.  Hay que asumirlo y no desesperar.

No pretendas entenderlo todo

Ni los alumnos de niveles más avanzados entienden el 100 % de un texto escrito por un nativo, más aun si es un texto que no se ha concebido para estudiantes de inglés. No pasa nada, no te frustres. Es normal. Mientras encuentres  más o menos el hilo de lo que te están contando, todo irá bien.

No traduzcas mentalmente

Intenta entender el sentido de las cosas sin pensar cómo lo dirías en castellano. Al principio es inevitable que tu cerebro intente traducirlo todo, pero si te esfuerzas para impedírselo desde el principio, verás que con la práctica comenzarás a entender el inglés de forma automática.

No te apures

Lo de siempre: constancia, sí; atracones, no. No es necesario que leas más de 20 minutos al día, pero sí que leas a diario si quieres notar resultados.

 

En definitiva…

Si te gusta leer, te vendrá genial trabajar tu reading, o comprensión lectora, pero hazlo con textos que te gusten y que no te supongan un esfuerzo sobrehumano. Eso sí, hay que tener en  mente siempre que con leer no es suficiente; si de verdad quieres dominar el inglés, compagina tus lecturas con ejercicios orales y con escuchas. De lo contrario, puede que aprendás a leer de maravilla en inglés, pero no te servirá para comunicarte, porque la agilidad que necesitás para mantener una conversación sólo la vas a adquirir si te entrenás hablando y escuchando. Y eso no puede dártelo un libro.

Comments are closed.